Z325110 Limpiador para carburadores – válvula egr -400ml

13.22 (IVA incluido)

Liberará de carbonilla las válvulas reconduciendo un ordenado lujo de gases y restableciendo los parámetros adecuados de conducción. Elimina la suciedad del cuerpo carburador y de las válvulas contenidas al interior. Elimina la oxidación y depósitos de la cubeta de las válvulas del carburador. Apto para eliminar aceite, grasa y suciedad del cuerpo del carburador.

Compare

Descripción

Z325110 Limpiador para carburadores – válvula egr

Una intervención con el limpiador de carburadores – EGR 400ml. liberará de carbonilla dicha válvula
reconduciendo un ordenado lujo de gases y restableciendo los parámetros adecuados de conducción.
Elimina la suciedad del cuerpo carburador y de las válvulas contenidas al interior.
Elimina la oxidación y depósitos de la cubeta de las válvulas del carburador.
Apto para eliminar aceite, grasa y suciedad del cuerpo del carburador.
La válvula EGR (Exhaust Gas Recirculation) o válvula de recirculación de gases es obligatoria equipar desde
EURO2 a partir de 1996.
La función de la válvula EGR es recircular parte de los gases que salen por el escape hacia la admisión, es
decir, reintroducir el humo de la combustión del motor en los cilindros para así reducir las emisiones de
óxidos de nitrógeno (NOx). El funcionamiento de la EGR se rige por la señal de los sensores de temperatura
del motor, régimen del motor y carga de aceleración. En función de estos la ECU del coche comandará
la EGR, abriéndola o cerrándola. Por norma general, las EGR están abiertas (metiendo gases quemados al
motor) cuando circulamos con el motor caliente, a baja carga y a regímenes de motor bajos.
Las averías en la EGR son relativamente comunes, especialmente en motores diésel que circulan mucho
en ciudad y que acostumbrar a hacerlo a bajas vueltas. ¿Y por qué dan más problemas los diésel que los
gasolina? Pues porque generan más carbonilla, y esa carbonilla se va adheriendo a las paredes de la EGR e
incluso a los colectores de admisión, haciendo que su diámetro disminuya y que por tanto, nuestro coche
no respire bien y las prestaciones mermen.
Cuando la acumulación de carbonilla en la EGR es excesiva, puede darse el caso de que esta se quede
atascada o de que no responda bien a los comandos de la ECU, ya que la suciedad puede hacer que no
abra o cierre del todo. Además de que se nos encienda en el cuadro la pertinente luz de avería, puede
dar lugar, especialmente si queda abierta, a una pérdida de potencia en el motor, tirones o diicultad de
arranque en frío, además de mayor emisión de humos.
Elimina la suciedad del cuerpo carburador y de las válvulas contenidas al interior.
Elimina la oxidación y depósitos de la cubeta de las válvulas del carburador.
Apto para eliminar aceite, grasa y suciedad del cuerpo del carburador.

Valoraciones

No hay valoraciones aún.

Sé el primero en valorar “Z325110 Limpiador para carburadores – válvula egr -400ml”

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.